PLANTA DE AGUA (DESALACIÓN)

Un buen proyecto de desalación comienza por conseguir una buena toma de agua, es decir que sea inagotable, de calidad uniformeinalterable a fenómenos externos. Las tomas de agua en profundidad cumplen mejor con estos requisitos.

 

Nuestro procedimiento de desalación por osmosis inversa funciona al comunicar presión a un flujo que atraviesa a un conjunto de  membranas, obteniendo como consecuencia dos flujos, uno más diluido ( permeado ) y otro mas concentrado (salmuera).

 

Conseguimos altos rendimientos y buenas calidades con presiones entorno a 35/40 bares y a 350/400 metros de profundidad para  una densidad de agua de mar de 1.032 kg/m³ por tanto se trata de plantas de salmuera muy diluidas con bajo impacto ambiental  (casí nulo).

DATOS DE PLANTA DE 300 KW OFF SHORE

Con nuestra tecnología conseguimos el consumo  eléctrico de 4,5/5 Kwh/m³ en las convencionales a  unos 1,6/1,8 Kwh/m³, es decir un ahorro superior al  60%. La instalación podrá ser ejecutada tanto en tierra  firme como en fondo marino, aprovechando el perfil  de costa más idóneo.

 

El nivel de salmuera es inferior al 10% del agua  aportada. Asimismo disponemos de plantas  desalinizadoras submarinas de hasta 2.000 m³/día por unidad (para  profundidades inferiores a los 200  metros).

 

Las ventajas que tienen son:

 

– Plantas que se apoyan en el fondo marino a profundidades de hasta 200 metros y distancias a costa del orden de 1 km. (sin  necesidad de obras de toma, ni de emisario).

 

– Disponer de agua en el corto plazo y abajo coste.

 

– El rechazo se emite desde la propia planta mediante chimenea flexible, asegurando así una dilución alejada de la toma.  La conexión a costa es sencilla.

 

– La planta sumergida permite combinar bombas y recuperadores de energía reduciendo notablemente el coste  energético (consumo específico inferior a 1,90 kwh/m³).

 

– Permite la hibridación de energías solar y eólica.  Fácil mantenimiento.

 

NUESTRA  TECNOLOGÍA  NOS  PERMITE  DISEÑAR  PLANTAS  DE  CUALQUIER  CAPACIDAD, CON LOS MISMOS RATIOS DE PRODUCCIÓN.